domingo, noviembre 19, 2006

Murio de una lanza de plata

Fue una muerte natural. Tenía una lanza clavada entre pecho y espalda.

1 comentario:

Bárbara dijo...

What can you do when
you're left with a dead and bleeding heart?
Pues eso, nada.